lunes, 23 de diciembre de 2013

VERDURITA



Algunos habrán leído la entrevista en la que, sin criticarlo, Ernesto Laclau califica como “verdurita” los cambios sociales que produce el kirchnerismo en comparación con los del primer peronismo.

Verdurita es un término que no se utiliza tanto como hace unos años o décadas, y se refiere a esos vegetales que daban sabor a un guiso, sopa o puchero sin ser su componente principal de toda comida de olla, como se dice fuera de Buenos Aires. Antes, la verdurita se regalaba, y consistía en algunas hojas de acelga y apio, un ramito de perejil, zapallito, zanahoria, cebolla de verdeo, puerro y alguna otra cosa.

Para Laclau, y lo comparto, estamos tan atrás en inclusión social respecto de los años ’40, que bueno, lo que se intenta ahora, con un 35% de trabajo en negro y la crítica unánime de los medios concentrados, es verdurita.

Ha cambiado el capitalismo globalmente, y el poder real en Argentina es hoy muchísimo más importante que en aquella época. Para tomar un ejemplo cualquiera, en los ’40 Clarín era apenas un diario más, que se dedicaban preferentemente a las carreras de caballos (su dueño Roberto Noble era un conocido burrero dueño de varios pingos) y a los avisos clasificados.

En esos años, La Nación ya era una tribuna de doctrina mitrista.

Luego Perón fue derrocado en 1955 y Noble enseguida se adaptó al cambio, asumiendo como propio el “ideario” de la Revolución Fusiladora. No en vano había acompañado en el pasado al dirigente conservador Manuel Fresco en la provincia de Buenos Aires mientras en su agitada vida privada conoce a quien será su última mujer, la bailarina Ernestina Herrera.

Hoy Clarín no es un diario sino un grupo empresario con múltiples ramificaciones y varias de sus empresas más importantes están radicadas en un paraíso fiscal, el estado de Delaware en EEUU, mientras la fortuna declarada de doña Ernestina supera ampliamente los mil millones de dólares. Todo esto se sabe y no hace falta entrar en detalles: el multimedios Clarín es un ejemplo entre varios no menos notables: coincidentemente, la más fuerte concentración económica de la Argentina se produce en dos etapas: la dictadura cívicomilitar y el menemismo. No es casual entonces la conocida foto de una Ernestina Herrera sonriente dando la mano al genocida Videla en la inauguración de Papel Prensa.


Formo parte de esa multitud desconsolada que despidió los restos de Néstor Kirchner en la Casa Rosada mientras alentaba a Cristina a no aflojar “ni aunque vengan degollando” (Martín Fierro), aunque esto por ahora parezca verdurita. Coincido plenamente con Galasso que el evitismo es “la etapa superior de gorilismo”, mal que les pese a ciertos sectores no-peronistas del kirchnerismo. Creo con firmeza que el peronismo constituyó en su momento la consumación del movimiento nacional que hoy, desde muy atrás, constituye el kirchnerismo. Pero recorriendo las provincias, sobre todo las más alejadas de Buenos Aires, se advierte que si es cierto que queda mucho por hacer, todavía queda mucho más en esos lugares ganados por elites conservadoras. Es quizás porque con semejante concentración de poder antipopular consistente sobre todo en un puñado de grupos oligopólicos, con multitudes ganadas por los cantos de sirena de la tablita cambiaria o la convertibilidad o el dólar como única moneda viable, este es el único peronismo posible que en principio sólo puede proponer verdurita.

En ese sentido, Clarín ha perdido la batalla judicial de la ley de medios (aunque quedan otras, como la de la grilla de canales y sobre todo, el tema no resuelto de Papel Prensa en manos del juez Ercolini) pero el sentido común que transmite se ha diseminado en un fluctuante 70% de la población.

Como siempre, el peronismo tiene vocación de mayorías pero somos, seguimos siendo, una minoría que insiste en la inclusión social y la autonomía nacional contra una opinión dominante, vigente desde 1810, que pretende lo contrario.

Al fin y al cabo, la esencia de peronismo-kirchnerismo se puede resumir en una sola frase: la felicidad del pueblo y la grandeza de la nación, que es lo que encarna hoy Cristina.
   



    

domingo, 15 de diciembre de 2013

MACRI, EL CUIS AMERICANO



No lo escuchamos (y a nadie se le ocurrió preguntarle) condenando los lamentables incidentes producidos en el obelisco, emblema de la ciudad que conduce, por simpatizantes de Boca. Tampoco escuchamos las pétreas expresiones de Gabriela Michetti, de Horacio Rodríguez Larreta o de Laura Alonso: todos ellos son muy locuaces a la hora de reprobar los piquetes. 


Extraño, porque este fue especialmente violento.
Él presidió a “la mitad más uno”, y nadie duda de que su influencia continúa, no sé si a través de Angelici pero sí con seguridad en el vicepresidente Oscar Moscariello, que es desde siempre un empleado de Socma y un fanático macrista.
Moscariello apareció por la tele limitándose a despegar a la institución de la organización y convocatoria al obelisco.
Hubo una tímida crítica de Nelson Castro que no entró en detalles, atribuyendo los desmanes a un pequeño grupo de inadaptados.
Es inentendible que tampoco a los avispados conductores de TN y de otros canales ajenos a Clarín se les haya ocurrido buscarlo a Macri para arrancarle, con esa garra que los caracteriza, algún comentario sobre los desmanes boquenses, de lo que debemos concluir que Macri es incombustible: veinticuatro horas después aparecía haciendo payasadas junto a un atleta norteamericano que protagonizó un espectáculo circense en la avenida 9 de Julio, del que sólo podemos concluir que circos eran los de antes.

Claro que podemos arriesgar una hipótesis paranoica, si es que los protagonistas de los desórdenes alrededor del obelisco terminan siendo la masa de maniobra del retorno al neoliberalismo que Macri y sus seguidores representan aunque todos digan encarnar lo nuevo. En rigor representan lo viejo, a Martínez de Hoz y el menemismo, pero se hacen los tontos.
Es quizás por eso que el titular porteño de Seguridad, Guillermo Montenegro, optó por mantener bien lejos a la Metropolitana, dejando la tarea a la Federal.
No es tan paranoica como parece: hace unos pocos años hice una visita a la cárcel de Ezeiza, y quien dirigía una de las unidades de máxima seguridad que recorrí fue el Rafa Di Zeo.
No solo la dirigía: él mismo me abrió la puerta acorazada que comunicaba con la libertad.

Nota: el título de este post es una versión libre de un cuento de Roberto Fontanarrosa titulado: "¿Cuáles son las verdaderas intenciones de los cuises?"   

miércoles, 11 de diciembre de 2013

CROMAÑON, INCENDIO DOLOSO


El Procurador Eduardo Casal solicitó a la Corte Suprema que reconsidere las penas a los 14 imputados por la tragedia que provocó 195 víctimas, convirtiendo el supuesto accidente en incendio doloso.
Sigue una nota aparecida en Tiempo Argentino y firmada por Néstor Espósito. 
El 16 de setiembre de 2010 escribí (ver vínculo abajo) con similar criterio al que ahora enarbola el Procurador Adjunto. 
La introducción masiva de bengalas y "tres tiros" propiciada por el grupo Callejeros y el gerenciador Chabán en un local saturado de personas es motivo suficiente como para desechar la figura de "accidente".

http://mafiasypolitica.blogspot.com.ar/2010/09/26-cromanon-post-sin-titulo.html







La Procuración General de la Nación reavivó la posibilidad de que la "tragedia de Cromañón" haya sido más que un accidente. El procurador adjunto, Eduardo Casal, retomó la figura del "incendio doloso" que causó la muerte de 195 personas la noche del 30 de diciembre de 2004. Y, de esa manera, abrió las puertas para que los 14 condenados vean estiradas sus penas hasta límites que podrían llegar hasta los 26 años de cárcel.
El dictamen del procurador Casal recomienda a la Corte Suprema, como máxima y última instancia, que revise las condenas al gerenciador del boliche, Omar Chabán; a su mano derecha, Raúl Villarreal; al mánager de Callejeros, Diego Argañaraz; a los músicos Patricio Fontanet, Eduardo Vásquez, Juan Alberto Carbone, Christian Eleazar Torrejón, Maximiliano Djerfy, Elio Delgado; al escenógrafo Daniel Horacio Cardell; a los ex funcionarios porteños Fabiana Fiszbin, Ana Fernández y Gustavo Torres y al ex policía Carlos Díaz.
Chabán había sido condenado por el Tribunal oral Nº 24 a 20 años de prisión en agosto de 2009, pero los Callejeros habían resultado absueltos. Luego la Cámara Federal de Casación Penal corrigió al tribunal oral y condenó a todos por "incendio culposo", y dispuso penas de entre tres y diez años y nueve meses de prisión.
Casal reprobó en severos términos ese fallo y opinó que existe "un vicio tal en el razonamiento de la mayoría de la sala que la decisión impugnada, en la medida en que se ve afectada por él, no alcanza el umbral mínimo de fundamentación que la Constitución Nacional exige para todo acto jurisdiccional válido". En lenguaje futbolero, equivale a decir que la pelota estaba picando en el punto del penal y en lugar de patearla, el delantero la tomó con la mano.
El procurador adjunto reavivó la polémica entre el dolo y la imprudencia. La frontera entre uno y otro es la intención, explícita o tácita, en que un delito ocurra. En el caso de un homicidio, el "dolo eventual" significa que alguien se representa que con su conducta puede causar una muerte y aun así no se detiene porque no le importa. En cambio en la "culpa con representación", prevé que puede ocurrir una muerte, obra con imprudencia, pero confía en que podrá evitar el resultado trágico. Para Casal, los actores de Cromañón previeron la tragedia pero creyeron que no ocurriría, y ello fue letal para 195 personas: "Mientras que la confianza es una respuesta a razones objetivas que hacen entendible su actitud, la mera esperanza no tiene un asiento racional semejante".
El fiscal ante la Corte descalificó el fallo de Casación que se basó en que Chabán, sus colaboradores y los asistentes a Cromañón habían podido controlar dos incendios previos al de Callejeros. "Ciertamente, el fuego detectado en el recital del 25 de diciembre de 2004, durante la presentación del grupo 'La 25' fue lo suficientemente insignificante que el mismo público asistente pudo apagarlo con vasos de agua y otras bebidas. Carece de todo asidero pretender compararlo con el estrago que era previsible durante la presentación de Callejeros, en el que mediaba la certeza práctica de que el público usaría bengalas y detonaría otros elementos pirotécnicos, en un contexto de hacinamiento extremo que no tenía igual", dijo Casal. Algo similar ocurrió el 1 de mayo de aquel año, durante concierto de "Jóvenes Pordioseros".
Para el fiscal, "la mayoría del tribunal exhibió una apreciación arbitraria de las circunstancias comprobadas de la causa y de la doctrina que consideró aplicable al caso. Ello invalida el pronunciamiento como acto jurisdiccional en la medida del vicio indicado."
Casal firmó 14 dictámenes sobre la situación de otros tantos imputados por la tragedia. Propició abrir un recurso de "queja" del fiscal ante la Casación Raúl Plée, y contempló también la posibilidad de que en el caso de los Callejeros –absueltos en el juicio oral– otra sala del máximo tribunal penal revise sus condenas.
Toda la causa Cromañón vuelve a estar en crisis. Y la próxima (acaso última) estación de este largo derrotero judicial será la Corte Suprema de Justicia.

sábado, 7 de diciembre de 2013

Mandela edulcorado

Se fue uno de los últimos líderes de la etapa de descolonización en el mundo, que comenzó después de la Segunda Guerra Mundial y con la desaparición del Imperio Británico.
La tele nos trae imágenes y palabras con una noción errónea de lo que representó Mandela. Para Obama, el líder sudafricano luchó también contra la "dominación negra" (Dios no lo permita). 
David Cameron dijo unas palabras de ocasión: hace 25 años, su propio partido lo señalaba como "terrorista", a él y al partido que fundó, el Congreso Nacional Africano (ANC, su sigla en inglés). 
Ingleses y holandeses construyeron el apartheid contra el que combatió Mandela y por lo cual la minoría blanca lo condenó a cadena perpetua en cárcel de máxima seguridad
Por demás, la Sudáfrica anterior a Mandela fue el destino preferido de muchos de los violadores de los derechos humanos -especialmente de la Marina, ellos y sus amantes-  que escaparon de Argentina antes de 1983. 
En esos momentos, los afrikaners sudafricanos en el poder habían establecido una alianza estratégica con Israel.
El reino de Holanda, origen de la minoría afrikaner o boer, prefirió guardar silencio ante la muerte del líder: había estado más locuaz cuando dos empleados de la empresa ambientalista Greenpeace fueron apresados en el Ártico por violar aguas territoriales rusas.


Esta edulcoración de Mandela que nos traen los medios se asocia con “La cabaña del tío Tom” de Enriqueta Beecher Stowe, que reivindica al esclavo manso. O el “Don Segundo Sombra" de Güiraldes, que evoca a un paisano respetuoso del statu quo e inclinado servilmente ante el hacendado. Del mismo modo, Lugones glorifica al Martín Fierro cuando el gaucho ya había sido exterminado, omitiendo su época rebelde. Y la más moderna de esas argucias es el "evitismo", según el cual Evita era revolucionaria y Perón un demagogo enemigo del pueblo.
La nota de "Der Spiegel" que se pega abajo, refleja esta tergiversación. 


Cuando Nelson Mandela era "ese negro terrorista"


Por Christoph Sydow /  Der Spiegel
 


El testimonio de David Cameron no se hizo esperar. El presidente de Sudáfrica, Jacob Zuma, acababa de anunciar la muerte de Nelson Mandela y el primer ministro británico escribió en twitter: "Una gran luz se ha apagado en el mundo. Nelson Mandela fue un héroe de nuestro tiempo". Él fue el primer jefe de gobierno extranjero en  expresar públicamente sus condolencias.
Pero 26 años antes, Margaret Thatcher tenía un lenguaje muy diferente hablando del luchador contra el apartheid y su movimiento de liberación, el ANC. "El ANC es una organización terrorista típica,  cualquiera que piense que podrían gobernar en Sudáfrica,  vive en las nubes", dijo Thatcher en 1987.
Este rechazo dejó su huella en Mandela. Cuando viajó a Londres después de su liberación, en 1990, se negó a reunirse con Thatcher. El parlamentario conservador Terry Dicks luego se preguntó: "¿Cuánto tiempo puede durar un primer ministro al que se le ríen en la cara  estos negros terroristas?"

Aun  más indulgente con el régimen racista, fue el gobierno de EE.UU. bajo Ronald Reagan. En 1980, los EE.UU. incluyeron el ANC de Mandela en su lista de terroristas. Cuando el Congreso de EE.UU. en 1986,  aprobó con el apoyo de los demócratas y los republicanos, sanciones económicas y restricciones de viaje contra el gobierno de Sudáfrica,  instando  la liberación de Mandela, Reagan las vetó. Fue sólo en el segundo intento, que prosperó  el proyecto de ley.
Un diputado que votó dos veces en contra de la liberación de Mandela, fue Dick Cheney, el futuro vicepresidente de EE.UU. Veinte años más tarde dijo: "El ANC era visto como una organización terrorista, así  no tengo absolutamente ningún problema con aquella decisión .." Sólo en 2008 los Estados Unidos retiraron  el ANC de su lista de organizaciones terroristas.

Strauss dijo que la abolición del apartheid era "irresponsable"

Mucho más cercanas eran las relaciones de Israel con el régimen del apartheid sudafricano. Después de que casi todos los estados africanos habían roto sus relaciones con el Estado judío después de la Guerra de Yom Kipur en 1973, Sudáfrica se convirtió en uno de los socios más importantes de Israel.
El entonces primer ministro sudafricano John Vorster, v
iajó en 1976,en una visita de Estado a Jerusalén. El primer Ministro Yitzhak Rabin recibió con todos los honores al hombre que había sido simpatizante del régimen nazi en la Segunda Guerra Mundial,. En el banquete de Estado, Rabin dijo: "Israel y Sudáfrica comparten los mismos ideales,  esperanzas de justicia y de convivencia pacífica." El Anuario Oficial del Gobierno de Sudáfrica describió las relaciones entre los dos Estados en 1976 de la siguiente manera: "Israel y Sudáfrica tienen una cosa en común: existen en un ambiente hostil rodeado de gente de piel  más oscura"
Aparte  de esto, los dos gobiernos acordaron una cooperación militar. Hasta el día de hoy, se mantienen los rumores de que Israel ayudó a Sudáfrica en el desarrollo de armas nucleares. Los gobiernos israelíes siempre han negado estos informes. Sin embargo, los luchadores contra el apartheid acusan a los israelíes de que su apoyo al régimen de Sudáfrica los mantuvo en el poder.
Después de su salida de la cárcel, Mandela comentó amargamente: "He recibido invitaciones de casi todos los países  del mundo menos de Israel." No fue sino hasta 1999, poco antes del final de su mandato, que Mandela viajó a Israel. El Ministro de Relaciones Exteriores Daniel Levy dijo en ese momento: "Estamos muy orgullosos de que nos visitara este hombre."
Pero incluso un conocido político alemán apoyó el régimen del apartheid. En 1988, el entonces líder de la CSU Franz Josef Strauss fue invitado de honor del canciller sudafricano Pik Botha . La abolición del apartheid fue " irresponsable" y la igualdad de la mayoría negra es  " no deseable", dijo Strauss en ese momento .Se negó a reunirse con representantes del ANC. En una comparecencia ante el partido Boer,  exclamó : "Nunca en mis 40 años de vida política he experimentado un tratamiento tan injusto,  e injusto es lo que está sucediendo en Sudáfrica ".

El sucesor de Strauss, Horst Seehofer se expresa hoy en día de forma muy diferente. Con motivo de la muerte de Nelson Mandela, el primer ministro de Baviera dijo:  "Lloramos con todos los sudafricanos que tuvieron un gran presidente y una personalidad admirable en el momento histórico del nacimiento de la nueva Sudáfrica. Nelson Mandela se ha convertido en un estadista respetado, que ha llevado a su país a la Comunidad las naciones libres"
.


http://www.spiegel.de/politik/ausland/nelson-mandela-war-bei-thatcher-strauss-und-reagan-verhasst-a-937612.html

martes, 3 de diciembre de 2013

EL CUENTO DE LA DERECHIZACION

¿Se derechizó el gobierno? 
¿Se está extinguiendo paulatinamente la estrella kirchnerista?
No es que me haga esas preguntas. Se las hace la calle. Como afirmar que la calle se hace preguntas es una una inexactitud semántica, podríamos decir que ese espacio de tránsito se equipara aquí al "sentido común dominante", un eufemismo con origen gramsciano. 
Pero las significacioness cambian con el tiempo: en la Argentina de hoy ese tal sentido común dominante son las tonterías que repite el público al compás de las significaciones cambiantes que marcan los medios de comunicación concentrados.
El gran marco que otorga sentido a esas significaciones tiene tres patas: el control de los grandes medios de comunicación, la vida en estado de amenaza y el poder de la tecnología en manos ajenas, y con esas tres patas se sostienen las tonterías.
En ese sentido, ¿que sucedería, para el Grupo Clarín, si ésta no fuera una "derechización"? Pues no necesariamente izquierdización. Para Clarín y la tribuna mitrista La Nación, el gobierno estaría haciendo demagogia.
En realidad no sabemos nada de nada, porque los medios de comunicación definen las significaciones siguiendo pautas comerciales que muchas veces escapan a la coomprensión de los simples mortales y cambian día a día.
Así, por ejemplo, se dijo que luego del sometimiento del Grupo Clarín a la ley. se había llegado a una suerte de armisticio con el gobierno. Nada indica que esto sea así: por el contrario, que Cristina desapareciera de las tapas de Clarín fue una decisión comercial tendiente a sacar al Gobierno Nacional del centro de la escena, centro que este se había ganado objetivamente con las nuevas medidas adoptadas, y que dejaron a las elecciones en el pasado.
Fue por eso que desde el AFCA, su confirmado titular anuinció que llamar "voluntaria" a la adecuación de Clarín a la Ley de Medios -luego de cuatro años de no reconocer su vigencia- era como mínimo un disparate. Y en el medio, la UIF investiga si no hubo lavado de dinero en una transacción con acciones.
Pero no es Clarín el único jugador de esta partida. Están Chevron, Repsol, Telefónica, Telecom, Claro....
La derechización del gobierno se aprecia, por ejemplo, en un dictamen de la Procuradora General que pasó casi desapercibido para el "sentido común etc"  (Fuente: Diario Judicial). En efecto, la Procuración demostró que Telefónica-Movistar-Telecom-Personal son una misma cosa.La procuradora General de la Nación, Alejandra Gils Carbó, dictaminó que debe confirmarse una multa aplicada a Telefónica S.A. junto con otras empresas que participaron de la “Operación Telco”, mediante la cual conformaron un grupo societario que pasó a controlar Telecom entre abril y octubre de 2007.

La causa en la que dictaminó la procuradora es “Pirelli y C.S.P.A. y otros s/ Notificación - art. 8 Ley 25.156 (corre por cuerda con P. 208 y P. 209)” en la que se negoció y suscribió un acuerdo por el cual las sociedades europeas Telefónica SA, Assicurazioni Generali SpA, Sintonia SA, Intesa San Paolo SpA y Mediobanca SpA constituyeron la sociedad Telco SpA, de la cual pasaron a ser accionistas de Telecom.
La Comisión Nacional de Defensa de la Competencia (CNDC) inició una investigación ya que esa operación implicaba que Telefónica SA adquiriera acciones de una empresa controlante del otro de los actores dominantes de ese mercado, Telecom Argentina SA.
Según se consigna en el expediente, “entre el 15 de enero y el 9 de marzo de 2009, las seis empresas involucradas en la "Operación Telco"... notificaron la transacción. A raíz de ello, se inició un proceso de evaluación que culminó, tras varias incidencias, en la autorización de la operación”, aunque “subordinada al cumplimiento de ciertas condiciones en los términos”.
La Secretaría de Comercio Interior del Ministerio de Economía multó a las seis empresas ya que “habían incumplido su deber de notificar la operación dentro del plazo legalmente previsto”, ya que recién dieron noticia “más de un año después y tras haber sido intimadas a hacerlo por la CNDC”. La multas fueron las siguientes: 

Telefónica SA, $ 104.692.500
Assicurazioni Generali SpA, $ 43.414.500
Intesa San Paolo SpA, $ 17.649.000
Mediobanca SpA, $ 17.437.000
Sintonia SA, $ 17.264.000
Pirelli SpA, $ 3.520.000



La Sala A de la Cámara Nacional en lo Penal Económico confirmó la medida respecto a Telefónica SA -aunque redujo su monto-, y la revocó en lo referente a las otras empresas. La causa llegó a la Corte Suprema luego de las apelaciones y se remitió a la Procuración General para que dictamine.
Para Gils Carbó, “la Cámara ha ofrecido razones suficientes en apoyo a la tesis de que Telefónica SA ocupa una posición de privilegio y de liderazgo sobre la determinación de la estrategia competitiva de Telco SpA, e indirectamente, de Telecom Italia y sus empresas controladas, a pesar de que no adquirió el control formal de su gobierno”.
Consideró también que “la participación de las empresas en la diligencia preliminar promovida de oficio por la CNDC, y no a instancia de las partes, sobre quienes pesaba el deber de informar y promover el control previo, no puede suplir el cumplimiento de sus deberes formales”.
Por todo ello dictaminó que debería hacerse lugar al recurso planteado y revocar el fallo de la cámara confirmando así la multa impuesta por la Secretaría de Comercio Interior a las empresas por la operación.
La derechización, según Clarín, también se aprecia en el pre-acuerdo con Repsol. "Ahora dicen que les van a pagar por YPF".  
El ex diputado Di Cola sostiene en su nota semanal que: 
"... el artículo 12 de la Ley que dispuso la expropiación de 51% de YPF N° 26741 estableció: “El precio de los bienes … se determinará conforme lo previsto en el art. 10 y concordantes de la ley N° 21.499. La tasación la efectuará el Tribunal de Tasaciones de la Nación.”
Nunca hubo dudas que se trató de una “expropiación” y no de una “confiscación”.  Y fue en ese sentido que Gil Lavedra, Solá, Donda y Pino Solanas votaron a favor. En tanto Ocaña, Prat Gay y Carrió si bien no acompañaron, tampoco lo hicieron en contra.
Es decir, todo se derechiza menos el Gobierno.

sábado, 30 de noviembre de 2013

¿GANAMOS O PERDIMOS?



Hace unos cuantos años, una película española (“Asignatura pendiente”) se hizo famosa por una frase emitida por el personaje que actuaba José Sacristán: “no podemos pasarnos otros 50 años hablando sobre los 50 años que pasaron”. No es textual, pero esa era la idea.
Está visto que frases, preceptos, refranes y fábulas de Esopo, Samaniego, Lafontaine y otros, sirven para un barrido como para un fregado. Aquí le sirvió a Bernardo Neustadt, socio o ex socio por ese entonces de Marianito Grondona, para tapar mediáticamente los crímenes de la dictadura, y de paso, adscribir al Consenso de Washington, al menemismo, a María Julia, a las privatizaciones y a un Estado activo en la exclusión social. Los sectores sociales beneficiados directa o indirectamente de ello, lo seguían con cierta meliflua devoción por la popularidad que había tenido antes la tablita cambiaria y en ese entonces la convertibilidad.
¡Al fin pertenecíamos a un Primer Mundo virtual donde no se premiaba el trabajo y el esfuerzo sino la tenencia de dólares!
Esto es archisabido, pero viene a cuento por una frase actual de Ernesto Laclau, quien sostuvo en una entrevista reciente que las políticas inclusivas llevadas a cabo por Cristina “son verdurita” comparadas con las realidades efectivas del primer peronismo. Celebramos la evolución ideológica de Laclau y queremos decir, solamente, que en términos de poder de los sectores dominantes, estamos mucho más atrás que en los 50, y esa fue la comparación de Laclau.
 Luego de Neustadt, del menemismo y del Consenso de Washington, se destaparon los innumerables crímenes de la dictadura (que arrasaron a dos generaciones) y se intenta desde hace una década construir un Estado al servicio del pueblo y no solo de los poderosos. Pero queda mucho por hacer y no es fácil remover costumbres arraigadas, porque no en vano este Estado fue diseñado a través de siglos para servir sólo a los poderosos de siempre, desde Rivadavia y Mitre en adelante.

Otra realidad archisabida (que a veces olvidamos) es que el poder político-institucional es una parte pequeña del poder real de este país, y en este sentido reivindicamos no solo la decisión de Néstor Kirchner de “no dejar los principios a un lado” sino también el haber restablecido el principio de autoridad presidencial, principio del que hace gala Cristina. Un mes atrás, más de uno la imaginaba esfumándose de la escena, y hoy de nuevo está en el centro de ella.
A los márgenes, a derecha o izquierda, sólo hay saltos al vacío (lo que Perón llamaba "bosta de paloma"). 
Y si bien sigue vivo en la imaginación de mucha gente pertenecer al Primer Mundo o fantasear con la convertibilidad, esa gente no es tonta cuando llega la hora de dar saltos al vacío. Simplemente no los da. 
Pero no por ello hay que quedarse sentados esperando que la magia nos envuelva: hay que militar la calle, convencer con hechos, trabajar sobre el estúpido individualismo impuesto como sentido común dominante.
Y eso nos indica que si es necesario, seguiremos otros 50 años hablando de los 50 años que pasaron.

Archivo del blog